Sala de Prensa - ISA

Jaguar y mono araña, entre las especies amenazadas cuyo hábitat preserva el proyecto “Asorpar”  

 
26 de agosto de 2016
  • A través del proyecto “Asorpar” en el Bajo Cauca antioqueño, ISA compensó de nuevo el 100% de sus emisiones de gases de efecto invernadero. Su filial INTERCOLOMBIA es por primera vez carbono neutro.
  • Con el proyecto, que busca recuperar áreas devastadas por cultivos ilícitos y minería, han arribado aproximadamente 75 especies arbóreas y se ha recuperado el hábitat de animales en peligro de extinción como el jaguar y el mono araña.
  • ISA, como pionera en el Mercado Voluntario de Carbono, compró 4.821 toneladas de CO2 en 2016.

En su contribución voluntaria para reducir sus emisiones de gases efecto invernadero (GEI), ISA compró 4.821 toneladas de CO2 equivalente, en el Mercado Voluntario de Carbono, plataforma bursátil operada por la Bolsa Mercantil de Colombia que permite a las empresas adquirir créditos de carbono para compensar emisiones de gases contaminantes.  

A través de este mecanismo, ISA compensó nuevamente el 100% de sus emisiones asociadas a sus actividades administrativas y a la operación y mantenimiento de sus activos de Transporte de Energía a través de su filial INTERCOLOMBIA. Ambas empresas fueron ratificadas por South Pole Group como climáticamente neutrales.  

En la compra de bonos que financiaron el proyecto Asorpar se ha reforestado el área de Cáceres, Bajo Cauca antioqueño, con más de 20 especies arbóreas nativas, las cuales han permitido el arribo de aproximadamente 75 más, y se ha contribuido a la recuperación del hábitat para animales amenazados como el jaguar, el mono araña, el oso hormiguero, la guagua, el armadillo, entre otros mamíferos.  

“Asorpar” es el primer proyecto de reforestación de América Latina en certificarse bajo el Estándar Verificado de Carbono (VCS) y el Estándar de Clima, Comunidades y Biodiversidad (CCBS).

La iniciativa ha permitido restablecer servicios ambientales en la zona y ha generado 150 empleos, creando alternativas sostenibles para una región que dependía de actividades ilegales como modo de supervivencia.

ISA y sus empresas en Colombia vienen desarrollando desde hace cuatro años una estrategia de gestión del cambio climático que contempla acciones cómo medir y compensar sus emisiones de GEI mediante la compra de bonos de carbono. Hasta la fecha se han compensado en total 19.888 toneladas de CO2 en proyectos forestales y de uso del suelo, que también contribuyen a la conservación de la biodiversidad y al desarrollo local.

IMG_1673.JPG

Para conocer más sobre el proyecto visita:
-Restauración en Cáceres: El poder de los Mercados Voluntarios de Carbono a favor de la sostenibilidad y las comunidades
-Monitoreo de biodiversidad. Proyecto Cáceres.

 
 
NOTICIAS O ARTÍCULOS RELACIONADOS